Agradecemos a las fuentes consultadas
Tsunamis en la costa de Chile | Tsunamis 1570 a 2015
| Sismos en costa Oeste de Sud América, algunos asociados a Tsunamis |

Conociendo a los TSUNAMIS

TSUNAMIS son perturbaciones ocurridas en el mar producto de un terremoto.
Esta perturbación puede ser debida por la propia vibración de las ondas sísmicas, movimientos del fondo marino producto del desplazamiento de una falla, o derrumbes submarinos. En estos casos se producen traslaciones de masas de agua y se genera una onda de tsunami que se propaga radialmente en todas direcciones.
También puede generarse un tsunami producto del impacto de grandes meteoritos en el océano o erupciones volcánicas y/o explosiones de islas como ocurrió con el volcán KraKatoa en Indonesia y el Santorín en la isla de Creta, en tiempos históricos.
En alta mar, estas ondas tienen una altura inferior a una ola de viento, menos de un metro y gran longitud de onda, por lo que pasan desapercibidas. La velocidad de propagación es del orden 700 km/h, similar a un jet de aerolínea.
Al llegar a la costa, la longitud de onda disminuye, lo mismo que la velocidad, unos 50 km/h. Sin embargo, también aumenta la altura. Dependiendo de la topografía y batimetría litoral, el tsunami puede manifestarse como una marea viva, una gigantesca ola a punto de reventar o una gran masa espumosa que avanza sin que nada la detenga. Normalmente la primera manifestación del tsunami es un retroceso de algunas decenas o cientos de metros del mar y luego de unos 5 a 15 minutos, se produce el estrepitoso avance del mar, que puede penetrar kilómetros de la línea litoral. Las alturas de las ondas pueden ser de medio metro hasta 20 metros sobre la línea de alta marea dejando la devastación a su paso.
Estos tsunamis pueden propagarse por todo el océano y como mejor ejemplo, tenemos el del terremoto del 22 de Mayo de 1960 en Valdivia, generó un tsunami que destruyó Corral, Ancud, Queule y Puerto Saavedra, se propagó por todo el Océano pacífico derribando varios moaís en la Isla de Pascua y dejando gran devastación en Hawaii y Japón. Este tsunami también fue percibido en Canadá y Australia.
De igual modo, en sentido inverso, el 4 de Noviembre de 1952, un terremoto y maremoto se generó en la península de Kamchatka en Siberia y el fenómeno se manifestó en las costas chilenas al día siguiente con mayor intensidad en Talcahuano. Otro tsunami que llegó desde fuera ocurrió el 01.04.1946, afectó todos los puertos abiertos del Oceáno Pacífico. En Iquique la mar subió 5 metros y en Valparaíso mar entró 100 metros. Se originó en un terremoto en Islas Aleutianas, Alaska

CHILE, por su ubicación sobre una falla geológica, ha sido y será territorio de terremotos de magnitud considerable. Para la historia de la Tierra, quinientos años son sólo un suspiro, de modo que las leyendas araucanas sobre grandes diluvios, erupciones volcánicas y cataclismos tienen, sin duda alguna, una gran cuota de veracidad.
Al no haber lenguaje escrito previo a la llegada de los españoles, deberemos basarnos en los documentos por ellos realizados para tener una relación de los primeros terremotos en Chile. Valiosos han sido los aportes de sacerdotes Jesuitas como el padre Escobar (no se registra su nombre) o el padre Diego de Rosales, quienes han registrado los terremotos de 1570 y 1575 como los primeros de intensidad notable en nuestra historia posterior al descubrimiento por los españoles.

CASO DE LA OCTAVA REGION DEL BIO BIO en el sur del país
La ciudad de Concepción y la Región del Bío Bío también han sentido los efectos de terremotos y tsunamis.
El ejemplo más tangible es el traslado de la ciudad de Concepción desde el sitio original de Penco hasta el actual a orillas del río Bío Bío, lejos del mar, debido a la destrucción provocada por los tsunamis de 1730 y 1751.
Los tsunamis que han afectado el litoral de la Región del Bío Bío han sido generados por grandes terremotos cercanos como en 1570, 1657, 1751 y 1835, pero también por sismos más lejanos como en 1730 y 1960 e incluso han llegado tsunamis desde Siberia, en el otro extremo del planeta. En general, se ha observado que el daño ha sido mayor si el tsunami viene del norte ya que el litoral presenta bahías abiertas en esa dirección como las de Coliumo, San Vicente, Concepción y Golfo de Arauco.
En este caso el tsunami hace honor a su nombre ya que es un vocablo japonés que significa ola en la bahía ya que es en Japón donde se han producido los mayores destrozos, su costa es muy similar a la de la región del Bío Bío, con penínsulas, islas y bahías como Osaka, Tokio y Sanriku.
Las bahías favorecen el fenómeno de amplificación en el fondo. Sin embargo, cuando el tsunami viene del sur, como es el caso de los generados por los terremotos de Valdivia de 1575, 1737 y 1837, la onda ha sido refractada por las penínsulas de Arauco, Hualpén, Tumbes y Coliumo, junto a las islas Mocha, Santa María y Quiriquina que desvían la onda de tsunami de modo que los efectos en las bahías en estos casos es más reducido.
La Región del Bio Bío es una de las más sísmicas de Chile, en ella se han localizado las mayores pérdidas en vidas del pais producto de los movimientos telúricos y los daños materiales han sido también importantes y como ejemplo, se tiene que las dos ciudades más importantes de la región, Concepción y Chillán, han sido destruidas por efecto de los terremotos, en seis y tres ocasiones respectivamente. La herencia sísmica de la región, ha quedado de manifiesto con la destrucción de la arquitectura antigua y el traslado del sitio de fundación de las dos ciudades mencionadas.
Las causas de los terremotos que ocurren en el área de Concepción, se deben al fenómeno de convergencia de las placas litosféricas de NAZCA (oceánica) y SUDAMERICANA (continental) provocando la subducción u hundimiento de la placa de Nazca al ser más pesada, bajo la sudamericana.
La placa Sudamericana se mueve al oeste y la de Nazca hacia el este, la velocidad de convergencia es del orden de 8 cm/año. Producto de este proceso, se producen sismos de subducción asociados a este movimiento como los del 20.02.1835 y 21.05.1960.
El proceso de convergencia posee otras complejidades y también pueden haber sismos intraplaca en que sólo una placa se quiebra, generalmente es la placa de Nazca. Este es el caso del terremoto de Chillán del 24.01.1939.
La placa de Nazca presenta también fallas transformantes, que se extienden casi perpendicularmente desde la Dorsal del Pacífico hasta el continente. Una de estas fallas, denominada Mocha FZ o Zona de Fractura de Mocha que intersecta el continente entre Lebu y la Isla Mocha. El movimiento a lo largo de esta falla, genera sismos adicionales en el área de Lebu y Cañete y parece ser las causas del terremoto del 20.04.1949.